Al igual que los usamos para darle personalidad a nuestros atuendos, los estampados pueden otorgar color y carácter a tu hogar. La clave es saber mezclarlos. Recomiendan tener al menos tres diferentes estampados en un espacio, pero si sabes como combinar, puedes dejar volar tu imaginación incorporando hasta cinco patrones.

Los estampados deben ser algunos similares y otros completamente diferentes para que no compitan. Incorpora tu estampado favorito en el lugar más visible, como cortinas o “wallpaper”. Los patrones secundarios puedes añadirlos en las almohadas o alfombras. Así le darás más carácter y haces que tu decoración se convierta en un tema de conversación.

mix-and-match-patterns-common-colors

zebra-print-living-room-decor

Para evitar el cargar la ambientación, utiliza colores del mismo tono e intensidad de los estampados. Otra técnica que puedes usar es tomar un color del estampado y usarlo en el siguiente estampado. Un detalle importante es balancear el espacio usando patrones en la misma cantidad en todos los rincones. Además crean una ilusión de espacios más grandes o en ocasiones más pequeños. Las líneas horizontales pueden hacer que un espacio se vea más largo y las verticales más alto.

Decoration-Zeber-Print-Bed-Rooms

living-room-fascinating-picture-of-family-room-decoration-using-red-and-leopard-print-room

Artículos Relacionados

Escribir contestación

Tu correo no será publicado.