Durante la temporada de otoño nuestras plantas entran en un estado de letargo conservando su energía hasta que se presenten mejores condiciones climáticas que les permitan florecer nuevamente. Es por eso que te presentamos estos 5 pasos a seguir para mantener esas plantas de tu hogar saludables y listas para florecer.

Paso 1: Reúne todos tus materiales

Para este paso necesitarás unas tijeras afiladas o unas tijeras de podar.

Paso 2: Remueve las hojas muertas o moribundas

Localiza las hojas amarillentas o crujientes de color marrón. Corta las hojas en la base, que estén cerca del tallo o en el suelo. Para las hojas con puntas marrones o amarillas, elimina solo el borde o las manchas afectadas.

Paso 3: Recorta las hojas sanas para fomentar un nuevo crecimiento

Busque el nodo de la planta y corte aproximadamente ¼ de pulgada por encima de esa cicatriz en un ángulo.

Paso 4: Verifica la longitud de las plantas arrastradas

Para las plantas que se arrastran, querrá cortar de 4 a 6 pulgadas hacia atrás en cada una.

Paso 5: Recorta el crecimiento muerto para mantener tu planta saludable

Cuando elimines el crecimiento muerto, corta lo más cerca posible a la base.

 

Artículos Relacionados

Escribir contestación

Tu correo no será publicado.